viernes, 16 de enero de 2015

El Bergantín de Carlota.

No sin dejar de soñar en cada cuadro que pinto.
Este me traslada a una historia, donde partiendo de Galicia, me dirijo en busca de una isla y, si es posible, lograré encontrar un tesoro escondido.
Tengo un mapa, es antiguo, pero tiene toda mi confianza.
Espero tripulación y llenar de avituallamiento la embarcación y zarpar cuanto antes.
Son las 6:30 de la mañana pronto la marea inundará las rocas y mi bergantín libre  quedará.
Estoy nerviosa, todo mi empeño he puesto en que la aventura llegue a buen fin.

¿Lo tengo todo dispuesto?

¡Sí! ¡Pero, qué esperan esto rufianes en llegar!

Nada más vengan, les pondré en aviso o se quedarán en tierra.

Espero que guste mis retoques en el viejo barco que compré por dos Doblones de Oro y, que una gran aventura llegue por fin.




No hay comentarios:

Publicar un comentario